13dc565PRODUCCIONES INTERNACIONALES & PUBLICIDAD conoce a Cristina Vives justamente por ser una gran profesional y compartir apreciaciones en común. Ella es especialista en Comunicación Corporativa y Periodista con post-grado en Community Manager & Social Media de la Universidad de Barcelona en Catalunya y quién mejor que ella para presentarnos su artículo y darno brindarnos sus 10 lecciones de bloguera al cumplir un año con su blog,  a continuación…

Las lecciones aprendidas son muchas, pero las he resumido en 10.

  1. No es una frase hecha: Un post nunca está acabado, siempre está a la espera de un comentario nuevo que le dé otro sentido, que lo revise, que lo reinterprete. Algunos de mis posts son mucho más simples (peores) sin los comentarios que algunos lectores han dejado en ellos.
  2. Hay posts que nunca mueren. A diario recibo visitas a artículos que escribí hace meses sobre acontecimientos concretos a los que yo les ponía una fecha de caducidad clara.
  3. Hay posts que nacen muertos. Ahora releo alguno de los primeros artículos que escribí y, la verdad, me sonrojo. (Por favor, no aprovechéis esta confesión para echarles un ojo).
  4. Las estadísticas sorprenden: No siempre los temas que consideraba que más dominaba son los que más visitas me han reportado.  El post más leído de mi blog, con casi 1.000 visitas, es ‘Cómo convertir una amenaza en una oportunidad: El caso de Pepsi‘. Ni soy especialista en reconvertir las amenazas ni llevo media vida haciendo análisis DAFO ni soy analista de creatividades publicitarias. Además, lo confieso, bebo Cocacola.
  5. El bloguero propone, Google dispone. Algunos dirán que mi estrategia de palabras clave o keywords ha sido equivocada, pero lo cierto es que la lista de palabras por las que la gente ha llegado a mi blog es más que sorprendente. Junto a búsquedas más o menos lógicas teniendo en cuenta mis contenidos, como “privacidad en Internet”, “privacidad”, “mal periodismo”, “redes sociales” o “periodismo participativo”, mi blog ha recibido visitas a partir de búsquedas dispares como “agachar la cabeza”, “qué es la cordialidad” o hasta “teléfono de Marta Sánchez la cantante”.
  6. A mi casa-mi blog, siempre llega gente. A los grandes blogueros que me siguen les parecerá una chorrada mi observación, pero a mí me sigue fascinando que no haya habido ningún día en que no me haya visitado nadie.
  7. Amo a Linkedin. De bien nacidos es ser agradecidos, dice el refranero. Linkedin es la principal vía de entrada a mi blog.
  8. La discrepancia enriquece. Es más frecuente dejar un comentario en un blog con el que estás de acuerdo que en uno con el que discrepas. Y es una pena porque yo he disfrutado cuando lectores me han cuestionado algunos aspectos de mis textos.
  9. Saber que alguien me leerá me invita a pensar más, a aprender más. En cierta manera, y sin que suene petulante, siento que de alguna manera tengo algún deber moral con la gente que me regala parte de su tiempo leyéndome.
  10. Escribir un blog te permite conocer a gente con inquietudes similares de los que aprender cada día. Y te permite, incluso, pedirles ayuda a la hora de escribir un post. La semana pasada les preguntaba por Twitter a alguno de ellos qué habían aprendido con su blog. Aquí sus respuestas:

tuits2

Tuits

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s